Química y disciplina científica ´sin miedos` para los más jóvenes

La Laguna en Tenerife y las inmediaciones del Museo de la Ciencia en Gran Canaria son los escenarios elegidos para celebrar un año más la Miniferia de las Semanas de la Ciencia y la Innovación en Canarias, en horario de 10.00 a 20.00 horas.

La Asamblea General de la ONU proclamó al 2011 como el Año Internacional de la Química para concienciar al público sobre las contribuciones de esa ciencia al bienestar de la humanidad. Esta fecha además coincide con el centenario del Premio Nobel otorgado a Marie Curie por sus aportes a la química y de la fundación de la Asociación Internacional de Sociedades Químicas.

Mejorar la sostenibilidad del modo de vida y resolver los problemas globales de la humanidad como alimentación, agua, salud, energía y transporte, entre otros, son algunas de las aportaciones con las que contribuye la química, una ciencia que gracias a su creatividad avanza cada día.

Conscientes de la importancia que tiene la ciencia en nuestra sociedad y que hay que despertar el interés en estas áreas, la  Agencia Canaria de Investigación, Innovación y Sociedad de la Información del Gobierno de Canarias (ACIISI), por tercer año consecutivo, pone al alcance del público canario, y sobre todo de los menores, la aplicación práctica de determinados avances científicos, a través de talleres en los que se puede participar directamente en las denominadas Miniferias de Ciencia e Innovación.

Con esta idea, durante tres días se expondrán, en diferentes carpas y soportes, aspectos destacados de diversas disciplinas científicas, siendo los niños y jóvenes los principales destinatarios de los talleres que se desarrollarán en ambos encuentros (Del 17 al 19 de noviembre, en el Campus Central de la Universidad de La Laguna,  y del 24 al 26 de noviembre, en el Parque Sta. Catalina, frente al Museo Elder de la Ciencia y Tecnología, de Las Palmas de Gran Canaria).

En las ediciones anteriores, cientos de ojos y bocas abiertas, preguntas y respuestas, inquietud y sorpresa, fueron los efectos que causó en los visitantes el escaparate científico que el Gobierno de Canarias sacó a la calle.

En ambas provincias canarias las Miniferias han tenido una gran acogida de público, de ahí que desde el Gobierno autónomo se siga apostando por incluir estas actividades dentro de las Semanas de la Ciencia y la Innovación. No en vano cerca de 3.000 personas desfilaron el pasado año y otro tanto en el 2009 por los lugares acondicionados para la celebración.

Aprender jugando

Los talleres de física, matemáticas, química… las proyecciones… la forma de aprender jugando ha sido una de las tónicas presentes en estas ferias científicas que de momento volverán a tener su espacio en las Semanas de la Ciencia y la Innovación 2011.

Mirar por un microscopio y ver los pequeños cristales que forman una piedra por dentro y observar por un telescopio la grandeza del Sol son algunas de las actividades en las que ya han participado cientos de estudiantes de diversos centros docentes canarios.

Talleres, títeres, planetario móvil, fósiles, telescopios y sismógrafos, material de química, física, matemáticas, biología…un sin fin de artilugios y charlas explicativas, audiovisuales y cine científico acogieron tanto a centros educativos como público en general que se acercó a las casetas para conocer la ciencia y sus diferentes áreas de primera mano.

La Ciberguagua y la Cosmoneta, vehículos habilitados para ir por las Islas llevando Internet y el planetario móvil, estuvieron también presentes en ambos encuentros.

La situación estratégica de las Miniferias ha hecho posible que no sólo acudan a ella los colegios e IES programados, sino público en general que ha contribuido a que en cada edición aumentara el número de asistencia, lo que hace pensar que este año la iniciativa volverá a repetir éxitos.

El Ejecutivo canario ha empleado las herramientas puestas a su alcance, aprovechando además la cantera de todas aquellas personas investigadoras y científicas que desde las universidades canarias colaboran en crear un entorno en el que la ciudadanía compruebe que la ciencia es algo cercano en sus vidas, que la ciencia entra cada día en nuestros hogares, al tiempo que contribuye a despertar la curiosidad científica y que satisface una de las necesidades básicas de hombres y mujeres, la del conocimiento.

Las Miniferias de la Ciencia y la Innovación 2011 contarán, además de los stands de los centros de investigación, con diferentes actividades: talleres y demostraciones, exposiciones, espectáculos, etc.

Los trucos se seleccionan en función del público presente al que se muestra una nueva forma de acercarse a esta disciplina científica sin miedos.

Más información en: www.cienciacanaria.es